¿AIX, ilegal a partir de hoy?

SCO advirtió a IBM que AIX será ilegal a partir de la medianoche del viernes 13 de junio a menos que acepte sus términos y pague la licencia de uso del código fuente de Linux cuya propiedad SCO se arroga.

SCO Group, propietario de los derechos de Unix, informó la víspera que revocaría la licencia Unix de IBM en caso que esta continúe en su línea intransigente respecto al tema de la propiedad del código Linux. Como se ha informado, SCO afirma que porciones de código de su propiedad han sido incorporadas ilegalmente en el código de Linux. Considerando que IBM es uno de los principales actores comerciales del ámbito Linux, SCO la califica de coautora de un delito. Por tal razón, SCO exige a IBM el pago de una indemnización de mil millones de dólares.

Darl McBride, presidente de SCO, declaró a la agencia Reuters que si su compañía no llegaba a un acuerdo con IBM antes de la medianoche del viernes 13, AIX se convertirá en un producto ilegal. Luego aseguró haber diseñado un plan de acción, aunque se negó a proporcionar detalles.

IBM, por su parte, no hizo comentarios aparte de reiterar su punto de vista inicial: su contrato de licencia de Unix es irrevocable y perpetuo, por lo que no corresponde discutir el tema.

Por otra parte, McBride señaló que la disputa con Novell ya ha sido superada.

En los últimos días, los entornos Linux han presentado un nuevo argumento contra SCO: Hasta hace pocas semanas, SCO distribuía su propia variante de Linux con licencia GPL (General Public License). Considerando que Linux de SCO contenía el mismo kernel que las demás distribuciones, SCO habría entonces distribuido el cuestionado código Unix con la misma licencia. Esto implica que la compañía ha renunciado, de manera implícita, a cobrar por el código.

SCO no acepta tal argumentación, señalando que nunca fue su intención distribuir código gratuito.

Fuente: diarioti.com
Fecha: 13/06/2003 06:09


Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.